Señor, tú que me conoces y lo sabes todo en tus manos pongo mi alma y mi corazón. Si tu andabas sobre el agua, curabas a los ciegos y resucitabas a los muertos dame la esperanza de vivir una vida digna con al esperanza puesta en ti.
2 Comentarios 0 Compartidas
Por favor inicie sesión para gustar, compartir y comentar!